Se está calentando para una sesión de entrenamiento relajante cuando siente un dolor punzante en los omóplatos en la parte superior de la espalda. Luego, este dolor tiende a aflorar cada vez que se estira o levanta algo pesado. ¿Suena familiar? Nada es más irritante que el dolor en el omóplato. No solo dificulta la concentración en la tarea en cuestión, sino que también afecta su sueño y su salud.

Este dolor puede ser provocado por una serie de factores, como estar sentado durante muchas horas o una postura incorrecta para dormir. En algunos casos, el dolor en el omóplato también puede ser causado por afecciones subyacentes graves que pueden necesitar ser diagnosticadas y tratadas en consecuencia.

Sin embargo, para aquellos de ustedes que han desarrollado dolor en el omóplato debido a algún tipo de trauma físico, existen formas naturales de ayudar a aliviar los síntomas y aliviar el dolor. Sigue leyendo para descubrir cuáles son.

¿Qué es el dolor en el omóplato?

El dolor que se produce entre los omóplatos es bastante común. Esta afección se conoce médicamente como dolor interescapular y sus causas pueden variar desde un simple esfuerzo hasta afecciones graves como problemas cardíacos o hepáticos.

Aquellos con un omóplato doloroso generalmente experimentan un dolor sordo, doloroso, doloroso o punzante en la parte superior de la espalda, entre los omóplatos.

¿Dónde se encuentran exactamente los omóplatos? Vamos a averiguar.

¿Dónde está tu omóplato?

Los omóplatos son huesos de forma triangular que se encuentran en la parte posterior de los hombros y se denominan médicamente escápulas. Cada uno de los omóplatos conecta la clavícula con el hueso del brazo. También tiene alrededor de tres grupos de músculos unidos para ayudar a mover la articulación del hombro.

Debes haber notado que tus hombros tienen un amplio rango de movimiento. Todo esto es gracias a los músculos que los conectan y permiten que los hombros giren, se muevan hacia arriba y hacia abajo, de lado a lado y en círculo. Dado que los hombros se pueden mover de muchas maneras, es bastante fácil lesionarse y provocar dolor en el omóplato.

Sin embargo, las lesiones no son la única causa de dolor en el omóplato. En algunos casos, este dolor podría ser un indicio de malestar en los órganos cercanos.

A continuación se analizan algunos de los principales desencadenantes del dolor en el omóplato.

¿Qué causa el dolor entre los omóplatos?

Una lesión de músculo o tendón es una de las principales causas de dolor en el omóplato. Tales lesiones pueden resultar de:

  • Postura pobre
  • Levantamiento de pesas pesado
  • Trabajar en una postura incorrecta, como frente a una computadora, durante varias horas.
  • Ejercitándose
  • Traumatismo físico por golpe, accidente o caída

Ciertas condiciones médicas también pueden desencadenar dolor en el omóplato. A esto se le llama dolor referido, ya que ocurre en los omóplatos pero debido a un problema en otra parte de su cuerpo.

Algunas de las causas de un dolor referido en los omóplatos pueden incluir:

  • Problemas pulmonares, como un pulmón colapsado, coágulos que tienden a viajar de las piernas a los pulmones o cáncer de pulmón.
  • Causas cardíacas, como un desgarro en la aorta del corazón, inflamación del revestimiento del corazón o ataque cardíaco, especialmente en mujeres.
  • Problemas en la espalda, como un disco deslizado.
  • Enfermedades de la vesícula biliar
  • Problemas de higado
  • Problemas de huesos y / o articulaciones, como osteoporosis, artritis, escoliosis, etc.
  • Problemas musculoesqueléticos provocados por tensión, mala postura para dormir y uso excesivo de los músculos.
  • Cirugía
  • Problemas abdominales por dolor de nervios, úlceras pépticas, enfermedad hepática o pancreatitis.

Si el dolor en el omóplato se ha vuelto demasiado insoportable para usted, la mejor opción posible es consultar a un médico para averiguar la causa del dolor.

[ Read: 15 Best Shoulder Exercises For Women ]

Cómo diagnosticar el dolor del omóplato

Su médico puede comenzar haciéndole algunas preguntas sencillas sobre sus síntomas y tratar de averiguar las posibles razones de su dolor.

Si se han descartado las causas simples / comunes, el médico puede continuar y realizar diferentes evaluaciones. Pueden incluir pruebas como:

  • Pruebas abdominales como una endoscopia
  • Pruebas cardíacas como una prueba de esfuerzo o un electrocardiograma (EKG o ECG)
  • Resonancia magnética o tomografía computarizada para realizar pruebas radiológicas de tórax y espalda
  • Análisis de sangre para evaluar el funcionamiento del hígado.

Una vez que se descubre la causa de su dolor en el omóplato, su médico discutirá con usted las opciones de tratamiento. Las afecciones médicas subyacentes graves, como el cáncer o un problema cardíaco, pueden requerir tratamientos específicos, para los cuales es posible que lo deriven a un cardiólogo o un oncólogo.

Si se descubre que la causa del dolor es el resultado de algún tipo de trauma físico o mala postura, se pueden recetar analgésicos o ungüentos. Ciertos remedios naturales también pueden ayudar a reducir el dolor del omóplato causado por el uso excesivo o la tensión de los músculos. Son los siguientes.

5 remedios caseros para aliviar el dolor del omóplato

1. Compresa de hielo o calor

Necesitará

Una compresa fría o caliente

Lo que tienes que hacer
  1. Aplique una compresa de hielo o calor en el área afectada.
  2. Déjelo actuar durante 5-10 minutos.
  3. Retirar y repetir dos veces.
¿Con qué frecuencia debe hacer esto?

Puede hacer esto 2-3 veces al día hasta que mejoren los síntomas.

Por qué esto funciona

Una compresa fría puede ayudar a aliviar el dolor y la hinchazón debido a sus efectos analgésicos y antiinflamatorios, mientras que una compresa caliente mejora la circulación, lo que ayuda a reducir el dolor (1).

2. Baño de sal de Epsom

Necesitará
Lo que tienes que hacer
  1. Llena tu tina con agua y agrégale una taza de sal de Epsom.
  2. Deje que la sal se disuelva y se sumerja en el baño durante 15-20 minutos.
¿Con qué frecuencia debe hacer esto?

Puede hacer esto una vez al día o en días alternos.

Por qué esto funciona

El contenido de magnesio de la sal de Epsom puede ayudar a aliviar el dolor del omóplato con sus propiedades reductoras de la inflamación (2).

3. Estirar

Debe estar familiarizado con el término «calentamientos». Estos se realizan antes de comenzar cualquier rutina de ejercicio intenso. Hacer algunos estiramientos antes y después de los entrenamientos puede ayudar mucho a evitar el dolor muscular después del ejercicio, que es uno de los muchos desencadenantes del dolor en el omóplato (3). Pídale a su entrenador físico que le sugiera ejercicios de estiramiento para ayudar a que sus músculos se vuelvan más flexibles.

4. Terapia de masaje

Las terapias de masajes terapéuticos también pueden ser de gran ayuda para aliviar el dolor del omóplato y la inflamación asociada con él (4). Si bien este efecto puede durar poco tiempo, es casi inmediato. Sin embargo, asegúrese de que un profesional lo realice el masaje para obtener los mejores resultados.

[ Read: 14 Body Massage Oils And Their Benefits ]

5. Cinta de kinesiología (KT)

Necesitará
Lo que tienes que hacer
  1. Tome una cinta de kinesiología y colóquela sobre los vientres musculares de la cintura escapular.
  2. Si no sabe cómo usarlo, busque la ayuda de alguien que sepa cómo colocarlo correctamente.
  3. También puede buscar ayuda profesional o ver un tutorial para la correcta aplicación de la cinta en el área afectada.
¿Con qué frecuencia debe hacer esto?

Puede dejarlo puesto durante unos 5 días. Reutilícelo solo si el dolor persiste.

Por qué esto funciona

El uso de cintas de kinesiología tiene como objetivo mejorar o controlar los movimientos escapulares en pacientes que tienen problemas de hombro. Su función principal es brindar apoyo a la persona lesionada mientras se desplaza. También puede ayudar con el manejo del dolor a corto plazo (5).

Estos remedios ayudarán mucho a deshacerse de ese dolor persistente en los omóplatos. Sin embargo, es mejor si toma algunas precauciones para evitar que este dolor vuelva a aparecer de vez en cuando.

Cómo prevenir el dolor en el omóplato

  • Tenga cuidado y evite las caídas.
  • Use un cinturón de seguridad siempre que se siente en un automóvil.
  • No salte de frente a una nueva rutina de ejercicios. Dale a tu cuerpo algo de tiempo para que se acostumbre.
  • Cambia tu posición para dormir.
  • Siga una dieta saludable rica en nutrientes para ayudar a su cuerpo a mantenerse fuerte.
  • Haga ejercicio moderado todos los días.
  • Evite sentarse en la misma posición por mucho tiempo.
  • Evite levantar objetos pesados ​​si no está acostumbrado.

Estos consejos y remedios deberían ayudarlo a lidiar con el dolor de omóplato. Si el dolor persiste a pesar de estos intentos, una mayor intervención médica puede ayudar a diagnosticar la afección subyacente que podría desencadenar el dolor y se puede tratar en consecuencia.

Espero que hayas encontrado útil este artículo. ¿Tienes alguna duda o consulta relacionada con este post? Publíquelos en la sección de comentarios a continuación.

Respuestas de los expertos a las preguntas de los lectores

¿Puede la tendinitis del hombro curarse por sí sola?

Los casos leves a moderados de tendinitis del hombro generalmente se curan por sí solos, sin necesidad de intervención médica. Sin embargo, los casos graves y crónicos necesitan intervención médica.

¿Cómo debo dormir con dolor en el omóplato?

Si tiene dolor en el omóplato, deberá dormir con una almohada debajo de la axila del hombro afectado. También necesitará una almohada debajo de la cabeza para mantener la parte superior del cuerpo alineada correctamente. También puede considerar colocar una toalla enrollada debajo de su cuello para un soporte adicional.

¿Cuánto tiempo se tarda en solucionar el dolor entre los omóplatos?

El dolor en el omóplato provocado por cualquier trauma físico tardará aproximadamente dos semanas en desaparecer. Sin embargo, si alguna condición médica subyacente es la causa del dolor, tomará más tiempo y necesitará atención médica.

¿Por qué duele debajo del omóplato izquierdo al respirar?

Muchas afecciones pueden desencadenar dolor debajo del hombro izquierdo, especialmente al respirar. La pericarditis que hace que el saco que cubre su corazón se inflame, una distensión muscular o incluso una pleuresía causada por la inflamación de los tejidos que recubren los pulmones y la cavidad torácica puede desencadenar tales dolores. La indigestión o el reflujo ácido también se asocia a menudo con dicho dolor. En algunos casos, estos dolores también podrían ser un indicio de un problema cardíaco o de un ataque cardíaco inminente.

¿Cuándo debe consultar a un médico por dolor en el omóplato?

Consulte a un médico para el dolor en el omóplato izquierdo si nota síntomas como:
• Dolor en el pecho
• Dolor o inflamación en las piernas
• Dificultad para respirar
• Latido cardíaco irregular / rápido
• Tosiendo sangre
• Fiebre
• Problemas de visión
• Sudando excesivamente
• Perder el conocimiento
• Parálisis

Referencias

    1. “Mecanismos y eficacia de las terapias de calor y frío para lesiones musculoesqueléticas”. Revista médica de posgrado, Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU.
    2. «El magnesio disminuye la producción de citocinas inflamatorias: un nuevo mecanismo inmunomodulador innato» Journal of Immunology, Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU.
    3. «Calentamiento y estiramiento en la prevención de lesiones musculares». Medicina deportiva, Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU.
    4. «Eficacia de la terapia de masaje para el dolor de hombro: una revisión sistemática y un metanálisis» Journal of Physical Therapy Science, Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU.
    5. “EFECTIVIDAD CLÍNICA DE LA CINTACIÓN KINESIOLÓGICA SOBRE EL DOLOR Y EL RANGO DE MOVIMIENTO DEL HOMBRO SIN DOLOR EN PACIENTES CON SÍNDROME DE IMPULSIÓN DEL HOMBRO: UN ENSAYO ALEATORIZADO, DOBLE CIEGO, CONTROLADO POR PLACEBO” International Journal of Sports Physical Therapy, Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU.

Artículos recomendados:

¿Te resultó útil este artículo

Las siguientes dos pestañas cambian el contenido a continuación.

Shaheen tiene un posgrado en Genética Humana y Biología Molecular. Es genetista con competencia en biotecnología, inmunología, genética médica, bioquímica, microbiología y asesoramiento genético. Su pasión por la escritura y su formación académica la han ayudado sustancialmente a escribir contenido de calidad sobre temas relacionados con la salud y el bienestar. En su tiempo libre, a Shaheen le encanta explorar el mundo y los diferentes sabores / cocinas que tiene para ofrecer. La fotografía es otro pasatiempo que ha desarrollado últimamente.

Cómo aliviar el dolor en el omóplato – 5 remedios caseros

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *